7 elementos básicos del diseño de interiores

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest

De hecho, el primero se refiere al diseño de un espacio vital competo desde cero. Por otro lado, el segundo se refiere a decorar un espacio vital existente con muebles y tapicerías adicionales. El diseño de interiores es, de hecho, una profesión que está vinculada por sus propios elementos y principios, y sí, ¡no es tan simple como uno se imagina!

Pero no te preocupes vamos a cubrir los 7 elementos del diseño de interiores en este artículo, seguido de un artículo que explica los 7 principios.

¿Empezamos?

 

  1. ESPACIO

El espacio es uno de los elementos más importantes del diseño de interiores. El espacio actúa como una base sobre la cual se construye todo el plan de diseño de interiores. Por lo tanto, es esencial que el diseñador conozca bien el espacio disponible, sus dimensiones y sus utilidades. El espacio se divide en dos tipos:

  • el espacio bidimensional que cubre el piso (incluye el largo y el ancho)
  • tridimensional que forma el espacio vital (incluye el largo, el ancho y la altura)

Se debe mantener un equilibrio entre los espacios positivos y negativos. Un espacio que está esencialmente lleno de muebles / elementos de decoración es un Espacio Positivo y un espacio vacío es un Espacio Negativo. Por lo tanto, la abundancia o escasez de muebles / elementos de decoración va a afectar este equilibrio.

 

  1. LINEA

Las líneas dan origen a formas y las formas son responsables de establecer una sensación de armonía. Estas, definen formas y actúan como guías visuales de un espacio interior. Las líneas se clasifican en tres tipos:

  • Horizontales: las que agregan una sensación de seguridad al espacio. Se utilizan para adornar estructuras como mesas, sillas y camas
  • Verticales: expresan una naturaleza libre y expansiva. las líneas verticales se pueden encontrar en ventanas y puertas
  • Líneas dinámicas o angulares, que están orientadas a la acción, agregan drama y se pueden ver en estructuras como escaleras.

Un diseñador de interiores debe saber cómo utilizar estas líneas para definir las formas, otro elemento importante del diseño de interiores.

 

  1. FORMAS

Una forma bien definida establece armonía y formas adicionales que agregan equilibrio al espacio. Hay dos tipos de formas: geométrica (artificial) y natural (orgánica). También se las clasifican como abiertas y cerradas;

  • Abiertas son aquellas que se pueden examinar
  • Cerradas son aquellas que están encerradas por una superficie

Para lograr una forma apropiada se requiere una combinación de los elementos espacio y línea.

 

  1. LUZ

La luz es uno de los elementos más fundamentales en el diseño de interiores. Ya sea natural o artificial, sin luz, otros elementos como el color, la textura y el patrón no tienen ningún significado. La luz establece el estado de ánimo y el ambiente en un espacio vital y resalta todos los demás elementos, incluidos el espacio, la línea y las formas. La iluminación se divide en tres tipos principales:

  • Luz de tareas, como su nombre lo indica, incluye fuentes de luz como lámparas de mesa y de cama que tienen un propósito definido, dedicadas a una tarea específica.
  • Puntual está destinada a resaltar una pieza en particular o un elemento de exhibición como obras de arte, estructuras, esculturas, etc.
  • De ambiente establece el estado de ánimo del espacio vital e ilumina el espacio en general.

 

  1. COLOR

Los colores establecen una conexión estética entre los objetos y crean el ambiente. Los colores deben elegirse en función de la psicología y la mentalidad de la persona. Por ejemplo, el rojo es una excelente opción para el comedor, ya que fomenta el apetito y el verde para el dormitorio, ya que es el color de la tranquilidad y la salud. Cada color tiene tres características distintas: Tono, Valor e Intensidad, y un diseñador de interiores debe conocer estas características para realizar diversas combinaciones.

 

  1. TEXTURA

La textura trata principalmente con superficies y determina cómo se ve y se siente una superficie. Esta se clasifica en general en dos tipos:

  • visual donde la textura solo es visible
  • real donde la textura se ve y se siente

Todo lo que tenga que ver con textiles como fundas de almohadas, colchas o cualquier cosa que tenga que ver con fundas como cortinas, pintura de paredes o papeles pintados tiene una textura. Si bien debe haber una textura dominante para definir un estado de ánimo, también se debe incluir una textura contrastante para evitar la monotonía.

 

  1. PATRÓN

Los patrones agregan interés y vida al diseño de interiores y funcionan junto con los colores. De hecho, cuentan una historia propia y agregan continuidad y transición suave en un espacio vital. Los patrones pueden ser de cualquier forma y en su mayoría forman diseños atractivos y repetitivos.

Y esto ha sido todo por hoy, esperamos que nuestro post sobre “7 elementos básicos del diseño de interiores” te haya ayudado a entender un poco este fascinante mundo. No dudes en contactarnos aquí si te ha surgido alguna duda.

Suscríbete a nuestro blog

No te pierdas ninguna de nuestras actualizaciones del blog

Quieres obtener un presupuesto de reforma

personalizado